STRUDEL DE VERDURAS CON QUESO

Receta de , el 3, Feb, 2014

Ingredientes

  • 200 g de harina de fuerza
  • 1/2 cuch de sal fina
  • 50 g de harina de garbanzo
  • 1 yema --si no se incluye huevo en la dieta, eliminarla y sustituir por más agua y una pizca de aceite
  • 1 cuch de aceite de oliva virgen extra
  • 1 cuch de zumo de limón
  • Agua
  • RELLENO
  • 3 cuch de pan rallado
  • 2 cuch de aceite de oliva virgen extra
  • 1/2 cebolla, en lonchitas
  • 250 g de hojas de acelga o de espinacas
  • 3 zanahorias, peladas y en tiras cortadas al sesgo, no en rodajas
  • 10-12 tomates secos, a remojo durante 2 horas o en aceite
  • Sal, pimienta, comino
  • 1 bola de mozzarella
  • 3-4 cuch de nueces en trozos
  • Aceite para pintar
  • 1 yema para pintar --eliminar si no están los huevos incluidos en la dieta en utilizar en su lugar,
  • engrudo para pintar pan, ver explicaciones
  • Ajonjolí para adornar

STRUDELVERDURAS

Comenzar por el relleno. Freír el pan rallado en las 2 cuch de aceite,

sin que se dore y retirar a un plato para que se enfríe. En un cazo con agua salada hervir las zanahorias. Mientras, sofreír la cebolla en una sartén durante unos minutos. Luego añadir las hojas de las acelgas o de las espinacas lavadas y escurridas, tal cual, crudas, y sofreírlas con un poco de pimienta hasta que hayan perdido agua y estén suaves, no demasiado blandas. Retirar del calor. Colar las zanahorias. Escurrir los tomates y trocearlos. Sacar el queso del líquido y escurrirlo en un colador, para luego trocearlo. Moler el comino.
Mezclar las harinas con la sal. Hacer el hoyo y echar en él, el aceite, el zumo de limón y amasar con el agua que pida para hacer masa. No importa que al principio la masa esté un poco blanda. La harina de garbanzo tarda en absorber agua y espesará.
Calentar una cazuela vacía durante el tiempo que se amasa. Colocar la masa en una tabla –de madera, de plástico se quemará– y cubrirla con la cazuela del revés, como si fuera una campana.

 

Dejarla así 15 minutos. Esto servirá para templarla y que luego se estire bien. Lo mismo se consigue introduciendo la masa en el horno encendido a 50º C, metida en una bolsa de plástico, durante 15 minutos.

Preparar mientras tanto un paño grande de lino o una silicona doble sobre la mesa de trabajo. Enharinarlo un poco.
Encender el horno a 190º C.

Colocar en el centro del trapo enharinado la  masa templada y con el rodillo estirarla todo lo que se pueda,

como mínimo en un rectángulo de 35-40 cm x 60-70 de largo, aunque sea un poco desigual en los bordes, claro, y mejor aún más grande, para que sea más fina la masa y sobre mucha. Tiene que quedan muy fina, como se ve en esta imagen, que casi se transparentan los dedos por debajo, pero no se rompe.


Pintar el centro de la masa con aceite y recortar las partes desiguales de los bordes, sobre todo si son más gruesas que el resto de la masa. Esparcir por encima el pan rallado frito –enjugará el exceso de líquido de las verduras o del queso sin quedar paposo, por estar frito– y luego las acelgas o espinacas, de forma regular. Dejar siempre unos bordes de 4-5 cm sin relleno en los 4 lados.

Por encima colocar las zanahorias, en orden y dibujando un rectángulo, en paralelo al enrollado de la masa. Espolvorear el comino molido, más pimienta y un poco de sal si las verduras están sosas. A continuación los tomates –si se quieren poner tomates en aceite, ver el enlace–, las nueces y el queso, sin olvidar que todo tiene que estar bien distribuido en una capa uniforme, no más amontonado en el centro de la masa.

Doblar un lado de los más estrechos de la masa sobre el relleno, el que está más cerca del cocinero y, levantando el trapo, enrollarlo sobre sí mismo, como se observa en la imagen inferior

Pasar a la bandeja del horno, rematar los dos extremos doblándolos hacia dentro, pintar con el aceite y el engrudo que se encuentra en este enlace. Pegar por encima las semillas de ajonjolí.
Hornear durante los primeros 10 minutos para bajar luego el horno a 175º C y continuar la cocción otros 15-20 minutos.
Servir enseguida, caliente.

NOTA: Si se admite el huevo entre los ingredientes, está bien añadir una yema a la masa y utilizar otra yema para pintar por fuera el pastel, pero no es imprescindible. Para pintar por fuera sin utilizar huevo y que se peguen las semillas, si así se quiere hacer, utilizar el engrudo para pintar pan.

Este relleno es para el invierno. En primavera y principios del otoño se puede hacer con verduras frescas como berenjenas, pimientos, tomates, calabacines, siempre precocinados en sartén. De todos modos no es recomendable en verano en climas muy cálidos, pues está mejor muy caliente que frío y …

Deja un comentario