SOPA DE TOMATES CON BREVAS

Receta de el 3, Feb, 2014

Ingredientes

  • 1 k de tomates bien rojos pero duros
  • 5 hojas de laurel, mejor fresco
  • 1/2 cuch de cominos
  • 1/4 de cuch de sal
  • 1/2 diente de ajo pequeño, morado si es posible
  • Pimienta negra
  • 2-3 cuch de aceite de oliva virgen extra
  • 3 brevas bonitas o, en temporada, 4 higos

SOPATOMATEBREVA1

Es esta una sopa que se basa en una fórmula popular de Extremadura, que en invierno se prepara con tomates e higos secos rehidratados. Es también muy rica. La de temporada de calor de tomates frescos es, sin embargo, mucho mejor. La receta se encuentra en uno de mis libros, 3000 años de cocina española.
Los tomates no quedan crudos, se cocinan muy poco, por lo que conservan así su sabor a tomate medio crudo, pero no del todo, también los secos rehidratados. Eso tiene mucha gracia, como todo en la cocina extremeña y distingue esta sopa de todos los gazpachos del verano y de las sopas de tomate cocido por completo –yo recuerdo una sopa de tomate que hacía mi abuela con tapioca que no me gustaba nada de niña, yo creo que por la tapioca, blanducha y gelatinosa en la boca.

Lo mejor de la buena comida es la variedad en sabores y texturas y, sobre todo, las sorpresas de vez en cuando. Si el comensal piensa que se ha servido un gazpacho –por el color y el aspecto– será una impresión agradable por sorprendente encontrar a la primera cucharada otra cosa muy distinta y muy sabrosa, además.

Lo tradicional de esta sopa es acompañarla con higos o brevas. Es muy original. Tampoco está nada mal con dados de otras frutas, como mango, manzana y, si se quiere, hasta cerezas.

Lavar los tomates y cortarlos en trozos grandes. Poner al fuego una cazuela vacía con las hojas de laurel y el comino –yo pondría más comino, soy aficionada a este grano, pero … Cuando salgan los aromas deliciosos del laurel y el comino tostados –¡no quemados!–, echar los tomates junto con la sal. Dar algunas vueltas a los tomates hasta que comiencen a soltar un poco de líquido pero no se hayan deformado apenas, unos 3 minutos en total.

Retirar el laurel y echar el contenido de la cazuela en el vaso de la trituradora. Añadir el ajo y varias vueltas del molinillo de pimienta. Ponerla en marcha a velocidad fuerte para que se triture por completo, también el comino. Seguir batiendo con el aceite hasta que emulsione bien. Comprobar si la sopa está bien de espesor o hay que añadir unas cucharadas de agua. Tiene que ser densa pero no un puré espesote. Lo normal es que no haya que añadir nada. Probar de sal y sazón y corregir si se cree necesario.

Verter la sopa en una sopera o cuenco, cubrir e introducir en el frigorífico hasta que se enfríe.
Lavar las brevas, cortar en cuartos. Servir con la sopa.
Si se quiere, adornar con un chorrito de aceite de oliva virgen extra.

diseño web: animoc

Deja un comentario