POLVO DE CURRY

Receta de el 4, Nov, 2018

Ingredientes

  • 20 g de cilantro en grano
  • 20 g de hinojo en grano
  • 10 g de comino en grano
  • 4 cucharadas de hojas de curry secas
  • 40 g de cardamomo verde
  • 10 g de pimienta negra
  • 5 g de clavos de olor
  • 1 trozo de 8 cm de canela de China o de la Ceylán
  • 5 g de macis o de ralladura de nuez moscada
  • 2 estrellas de anís estrellado
  • 4 cucharadas con buen copo de cúrcuma seca en polvo
  • 2 cucharadas de jengibre seco en polvo
  • Guindilla seca roja al gusto

El curry es una planta asiática cuyas hojas frescas se utilizan para perfumar multitud de platos. Un curry, para un occidental, es en realidad una mezcla de especias, en general particular de una región o de cada pueblo, incluso de cada casa. En Europa tenemos una idea muy determinada del curry gracias a la influencia británica. El tipo de mezcla de especias de Madrás es la base de lo que conocemos vulgarmente como curry. Cada cual se puede hacer luego su mezcla particular. En un curry clásico no pueden faltar el cilantro, el hinojo, la cúrcuma, las hojas de curry y el cardamomo. Suele ser recomendable el comino, la alholva o fenogreco, la canela, el macis o bien la nuez moscada y la pimienta. Clavo, anís estrellado, jengibre y guindilla se pueden sustituir por otras especias o eliminar, un poco al gusto de cada cual. Mi opinión es que el curry debe ser picante, por lo que parece indispensable un poco de guindilla. Cuando se cocina con curry, se puede añadir al cazo o la sartén jengibre fresco rallado, por lo que, si se tiene esa costumbre, se puede eliminar el jengibre en polvo. El anís estrellado tiene un aroma muy intenso. Se puede sustituir por anís en grano, incluso por alcaravea.
Las hojas de curry son mucho más fragantes frescas, pero en Occidente nos tenemos que conformar en general con las secas.

En la imagen se puede observar, desde el lado izquierdo y en el sentido de las agujas de un reloj, cardamomo blanco, cardamomo verde, granos de comino y, a su izquierda, de alholva, también conocida como fenogreco, hojas de curry, nuez moscada, debajo jengibre seco molido, a su derecha, clavos, debajo del mismo, hinojo, hacia abajo, guindilla seca en trozos, a su izquierda, macis y pimienta. En el centro quedan el cilantro en grano y, debajo, la canela de la China.

Calentar en una sartén sin nada las semillas de cilantro e hinojo hasta que salga un buen perfume, sin que se quemen. Echarlas en el vaso de una batidora muy potente junto con el resto de las especias en grano, hojas, palos y semillas. Triturar hasta casi convertir en polvo. Mezclar con las especias en polvo y pasar todo por un colador.
Guardar en un bote de cierre hermético y utilizar en las siguientes 6-8 semanas.

Deja un comentario